Devin Jarrett, Noria Corporation. Traducido por Roberto Trujillo Corona, Noria Latín América

 

Recientemente me mudé al otro lado de la ciudad. Durante el proceso de descarga del camión, recordé rápidamente el valor de la organización y cómo es que no hay dos cajas iguales. Esto también me hizo pensar en la importancia de las mejores prácticas en lo que respecta al almacenamiento, uso y manipulación de pistolas de engrasar.

El almacenamiento adecuado de sus pistolas de engrase y engrase es vital para lograr la longevidad de su lubricante. También es esencial mantener todos sus lubricantes limpios, frescos y secos, siendo la limpieza a menudo la más difícil de lograr. ¿Alguna vez ha intentado eliminar partículas sólidas de un tubo de grasa? Es casi imposible de hacer sin introducir más contaminantes.

Cómo almacenar grasas y pistolas de engrasar

Entonces, independientemente de dónde se almacene la grasa, como en un cartucho, balde o pistola de engrasar, ¿cómo mantiene limpia la grasa? La mejor práctica para mantener una pistola de engrasar limpia es colgarla horizontalmente dentro de un gabinete limpio, con el émbolo desacoplado del tubo. Las pistolas de engrasar deben almacenarse horizontalmente para evitar dos problemas potenciales:

En primer lugar, no conviene esforzar demasiado el resorte y el émbolo, ya que esto hará que la pistola de engrasar se desgaste más rápido y cambie la cantidad de lubricante que aplica cada bomba. En segundo lugar, si hay un cartucho de grasa dentro de la pistola y el aceite base comienza a salirse del espesante, preferiría que el aceite base se distribuyera uniformemente dentro del cartucho. Esto ayudará a evitar que bombee solo espesante a su máquina.

Una vez que una pistola de engrasar ya no funciona correctamente o se ha ensuciado demasiado como para limpiarla, deséchela de inmediato. Cuanto más tiempo permanezca en la planta, más probabilidades habrá de que vuelva a ponerse en servicio. Enorgullecerse de la limpieza de su equipo de lubricación es contagioso y les da a todos el mensaje de que se toma su trabajo en serio y está dedicado a hacer lo que sea necesario para mantener limpios sus lubricantes y, a fin de cuentas, las máquinas funcionando de manera confiable.

Si compra grasa en baldes, es fundamental mantener colocada la tapa en todo momento cuando no esté rellenando una pistola de engrasar. Los baldes también deben almacenarse dentro de un gabinete limpio. Cuando vuelva a llenar una pistola de engrasar, asegúrese de que el émbolo y el exterior de la pistola estén limpios. Si no es así, introducirá más contaminantes en el balde.

Por último, si compra su grasa en cartuchos, asegúrese de guardarlos en posición vertical con la tapa de plástico extraíble en la parte superior y preferiblemente dentro de la caja original en la que se entregaron. Tener el sello en la parte superior ayuda a evitar fugas de aceite en caso de que el aceite base se separe del espesante. Los cartuchos de grasa también deben almacenarse dentro de un gabinete limpio.

Ahora que sabe cómo mantener limpia la grasa, ¿cómo puede asegurarse de que se mantenga fresca y seca mientras está almacenada? La respuesta más simple es almacenar sus gabinetes dentro de una habitación con clima controlado. No es suficiente simplemente mantener una temperatura ambiente de aproximadamente 20 ºC. También desea limitar la cantidad de humedad en la habitación. Dos de los principales aceleradores de la oxidación son el agua y el calor; al controlar estos dos factores, puede prolongar significativamente la vida útil de sus lubricantes.

Al igual que mis cajas de mudanza, no todas las grasas son iguales. Es importante marcar la fecha en que se recibieron sus grasas y cuándo caducarán. La fecha de caducidad variará según el espesante. Por ejemplo, a menudo se identifica que la grasa de litio tiene una vida útil de 12 meses, mientras que las grasas con complejo de calcio pueden tener una vida útil de solo seis meses, y esto cuando se almacena en buenas condiciones.

Algunas personas pueden preguntarse si necesitan etiquetar sus grasas almacenadas, ya que los nombres de los productos ya están en las cajas. La respuesta es sí, debería. El objetivo de etiquetar los lubricantes en su planta es lograr que todos los lubricantes y todos los lugares en donde se almacena, transporta o aplica un lubricante se identifique con una etiqueta que sea exclusiva de ese lubricante específico.

La etiqueta debe incluir al menos el nombre del producto o el código del sistema de identificación de lubricantes (LIS), así como un color y una forma únicos. A medida que la tecnología continúa avanzando, también puede agregar un código de barras, un código QR o una etiqueta de identificación por radiofrecuencia (RFID) para evitar la contaminación cruzada accidental.

Mientras la grasa está almacenada, la mejor manera de identificarla es etiquetando el estante donde se almacenará la grasa o la pistola de engrasar. También es una buena idea tener una imagen de cómo debería verse el interior del gabinete. Esto ayudará a establecer expectativas para todo el personal que abra el gabinete.

70% de los profesionales de la lubricación utilizan con mayor frecuencia una pistola de engrase manual, según una encuesta reciente en MachineryLubrication.com

Cómo manejar las pistolas de engrasar

Las pistolas de engrasar deben tratarse con cuidado. Aunque algunos pueden ser económicas en comparación con otros equipos, siguen siendo instrumentos de precisión. Al calcular la cantidad de grasa que se debe aplicar, recuerde que la cantidad se puede informar en onzas o gramos.

El técnico de lubricación debe convertir el número de bombazos en volumen. Así como no todas las grasas son iguales, se puede decir lo mismo de las pistolas de engrasar. Esto va más allá del modelo y el fabricante. Por lo tanto, el volumen por bomba debe determinarse para cada pistola de engrase individual.

La mejor manera de calibrar una pistola de engrasar es bombear lentamente 10 golpes de grasa en una balanza digital y luego dividir el volumen total por 10. Esto indicará el volumen promedio por bombazo de la pistola de engrasar.

Cada pistola de engrasar también debe dedicarse a una sola grasa. Esto reducirá significativamente la cantidad de contaminación cruzada. Asegúrese de colocar una etiqueta en la pistola de engrasar con la fecha en que se calibró y el volumen promedio dispensado por bomba. Las pistolas de engrasar deben calibrarse antes de su puesta en servicio y cada 12 meses después de su puesta en servicio.

Hay muchas opciones de pistolas de engrasar en el mercado. Elija los que funcionarán mejor para su planta y su personal. Independientemente del modelo que adquiera, cada pistola de engrasar debe estar etiquetada para indicar el lubricante al que está dedicada. Si es posible, también se recomienda que el tambor de la pistola de grasa sea transparente. Esto le permitirá verificar visualmente si el tubo de grasa correcto está en la pistola antes de aplicar lubricante a su componente.

Cómo usar correctamente una pistola de engrasar

Ahora que sabe cómo almacenar y manejar sus pistolas de engrasar, comienza el verdadero trabajo. ¿Cómo se introduce la grasa de la pistola de engrasar a su equipo? Esto requerirá atención al detalle; si omite un paso en el proceso, corre el riesgo de introducir contaminantes y engrasar demasiado o no engrasar lo suficiente su máquina.

Primero, verifique que se encuentre en el punto de lubricación correcto, que tenga a mano la pistola de engrase y la grasa correcta y que el equipo esté en el estado de funcionamiento adecuado (en funcionamiento o apagado) para realizar el procedimiento de manera segura. A continuación, calcule el número máximo de bombazos a aplicar dividiendo el volumen de reengrase por el volumen promedio por bombazo de la pistola de engrasar.

Después de confirmar que está en el lugar correcto con el lubricante correcto y saber la cantidad correcta, retire el tapón de la grasera (si existe) y límpiela con un paño o toalla que no suelte pelusa. Luego, inspecciónela en busca de daños o desgaste. Puede hacer esto simplemente presionando la esfera para asegurarse de que se oprima y se recupere rápidamente. Si está dañada, sustitúyala inmediatamente antes de continuar.

Después de determinar que el punto de lubricación está en buen estado de funcionamiento y listo para ser lubricado, retire el tapón de purga y acople la pistola de engrasar a la grasera. No sujete la manguera con la mano cerca del acoplamiento a la grasera, ya que hay un alto riesgo de lesiones. Las pistolas de engrasar manuales pueden generar una presión considerable. Si la manguera falla, la grasa puede penetrar la mayoría de los guantes e incluso su piel. Las heridas por inyección de grasa en alta presión son lesiones graves. Si no se tratan o si el tratamiento se retrasa, pueden resultar en procedimientos médicos extensos. Si el acoplamiento no puede fijarse de forma segura, debe sustituirse.

Una vez que todo esté conectado, estará listo para aplicar la grasa. Bombee grasa lentamente en el rodamiento. Cada bombazo debe tomar de tres a cinco segundos. Continúe bombeando hasta que alcance el volumen máximo de la cantidad de reengrase o sienta una contrapresión anormal. Si experimenta una contrapresión significativa, el conducto puede estar bloqueado con espesante apelmazado. No intente forzar la grasa en el equipo; esto probablemente dará como resultado que el acoplamiento se desacople del accesorio o que se dañen los sellos del rodamiento.

Tenga en cuenta que las pistolas de engrasar manuales pueden producir presiones de hasta 15,000 libras por pulgada cuadrada (psi) y los sellos de labio pueden fallar con apenas 500 psi. Si engrasa un motor eléctrico, corre el riesgo de que colapsen los escudos o sellos y que entre grasa en los devanados. Siempre que sienta una contrapresión excesiva, se debe crear y llevar a cabo una orden de trabajo correctiva para resolver el problema antes de volver a engrasar el componente.

Cuando utilice herramientas ultrasónicas, escuche la máquina antes de volver a engrasar. Si el equipo está dentro de un rango aceptable de decibeles, no aplique grasa nueva. Cuando agregue grasa, hágalo hasta que el nivel de decibeles permanezca dentro del rango después de aplicar pequeñas cantidades de grasa o haya aplicado la cantidad máxima de grasa para un evento de engrase. Deténgase cuando se haya cumplido cualquiera de estos dos criterios.

Después de que el componente se haya vuelto a engrasar correctamente, desconecte el acoplamiento de la pistola de engrase del equipo y limpie el punto de engrase. Si el rodamiento tiene un tapón en la grasera, vuelva a colocarla. Si no tiene tapón, coloque una pequeña cantidad de grasa en el accesorio. Esta capa de grasa debe ser lo suficientemente grande como para cubrir toda la grasera, pero no demasiado como para que sea un obstáculo y dificulte la limpieza posteriormente.

Finalmente, una vez que haya completado el reengrase, espere aproximadamente de 10 a 30 minutos antes de volver a colocar el tapón de purga en el rodamiento. Esto permitirá que el exceso de grasa salga de la cavidad del componente. No se preocupe si no sale grasa por el puerto de purga una vez que ha aplicado la máxima cantidad de lubricante.

Lo más importante que debe recordar al almacenar o usar sus pistolas de engrasar y lubricantes es mantener todo su equipo de lubricación limpio, fresco y seco. Esto ayudará a maximizar la longevidad de su grasa. Además, no olvide etiquetar todo, que es lo que hice al empacar mi casa.

Su personal no debería tener que jugar a las escondidas por los artículos que necesita, porque probablemente solo usarán lo que esté disponible y usted volverá al punto de partida.