Noria Corporation. Traducido por Francisco J. Páez Alfonzo, Noria Latin America.

“¿Qué debe buscar en una buena grasa?”

   Al seleccionar una grasa debe tener en cuenta la aplicación y las condiciones de operación donde la grasa beberá trabajar. Para comprender mejor lo que sucede dentro de una buena grasa, hay que concentrarse en sus componentes, incluyendo el tipo de aceite básico y su viscosidad, así como del tipo de espesante.

Viscosidad del aceite básico

seleccion-de-grasas   La viscosidad del aceite básico es una de las propiedades más importantes de un lubricante y a menudo no es tomada en cuenta y es mal interpretada cuando de grasas se trata. La viscosidad del aceite básico para los rodamientos se calcula utilizando una fórmula que involucra la velocidad y las dimensiones del rodamiento donde será utilizada. Es fundamental entender la viscosidad del aceite básico para seleccionar la grasa correcta para la aplicación y las condiciones de operación a las que estará sometida. Típicamente, las grasas llamadas multi-propósitos vienen con un aceite básico ISO VG 460 o superior.

   El uso de grasas multipropósitos puede traer consecuencias porque en oportunidades se pretende lubricar todos los rodamientos de una planta con una sola grasa.

Tipo de aceite básico

   El tipo de aceite básico es determinado por las condiciones donde la grasa va a desempeñarse, tales como alta o baja temperatura, cargas y presiones. Las cargas y la presión no sólo tienen influencia en el tipo de aceite básico, también influyen en el paquete de aditivos (antidesgaste, extrema presión, etc.). Mientras que los aceites sintéticos tienen un mejor comportamiento en un amplio rango de temperatura y condiciones de operación, los aceites básicos minerales pueden ser utilizados si se tienen condiciones de operación a temperatura constante.

Tipo de espesante

   La mayoría de la gente cree que el espesante es la parte lubricante de la grasa, pero en realidad es lo que mantiene el lubricante en su lugar, como una esponja. Un buen espesante debe ser compatible con las recomendaciones dadas por el fabricante del equipo y ser capaz de soportar las condiciones de operación donde debe desempeñarse. Hay muchos tipos de espesantes, la mayoría no son compatibles y no deben mezclarse. Los espesantes más comunes son litio, litio complejo, aluminio complejo y poliurea.

   Tenga presente que una grasa puede ser utilizada en una gran variedad de máquinas, operaciones y condiciones. Algunos de los usos más comunes son en la lubricación de cables, cojinetes planos, rodamientos, rodamientos lineales, husillos de bolas, guías de deslizamiento y sellos. Todos estos componentes se encuentran en máquinas que pueden estar operando en un calor intenso y polvoriento como un desierto en Australia o a temperaturas por debajo de cero en un barco pesquero en medio del océano Atlántico.

   Como puede notar, hay diferentes tipos de aplicaciones y entornos operacionales, así como muchos tipos y marcas de grasas que pueden ser utilizadas en estas máquinas y condiciones. Por lo tanto, una buena grasa será aquella que tenga el mejor desempeño para usted y su máquina.