articulo-medicion-de-la-densidad-relativa-lubetips19“¿Cuál es la mejor temperatura para medir la densidad relativa de un lubricante, a fin de calcular su volumen?”

La densidad juega un rol crítico en la forma en que funcionan los lubricantes, así como en el desempeño de las máquinas. La mayoría de los sistemas están diseñados para bombear un fluido con una densidad específica, por lo que conforme la densidad comienza a cambiar, la eficiencia de la bomba también se modifica.

El método estándar de ensayo ASTM D1298-12b para medir la densidad, densidad relativa o gravedad API (Instituto Americano del Petróleo) del petróleo crudo y productos líquidos provenientes del petróleo establece que la determinación exacta de la gravedad API, densidad o densidad relativa (gravedad específica) se hace a una temperatura estándar de 60°F (15°C).

En términos simples, la densidad es la masa de un objeto con relación al volumen que este ocupa. Matemáticamente, la densidad, masa y volumen están correlacionados de acuerdo con la siguiente fórmula:

ρ=m/V donde ρ=densidad, m=masa y V=volumen.

La densidad de la mayoría de los aceites fluctúa entre 700 y 950 kilogramos por metro cúbico (kg/m3). Por definición, el agua tiene una densidad de 1,000 kg/m3. Esto significa que la mayoría de los aceites flotarán en el agua, ya que son más ligeros. Aunque este no siempre es el caso, ya que algunos aceites base del Grupo V pueden tener una densidad mayor que la del agua, haciendo que esta última flote sobre el aceite.

La medición API de la densidad se reporta de forma un poco distinta. Esta medición hace una comparación con el agua en una escala inversa. El agua se representa por un 10 en la escala. Lo que sea mayor a 10 tiene una densidad menor que el agua y flotará sobre ella. Cualquier cosa que esté por debajo de 10 será más pesada que el agua y se irá al fondo. A continuación presentamos una tabla que muestra cómo la densidad API se relaciona con la gravedad específica y con la relación peso/ volumen.

articulo-medicion-de-la-densidad-relativa-tabla-lubetips19Tenga en mente que conforme aumenta la densidad, también incrementa el potencial erosivo del fluido. En regiones de alta velocidad o alta turbulencia de un sistema, el fluido comienza a erosionar tuberías, válvulas o cualquier otra superficie que se encuentre a su paso.

No solo las partículas sólidas afectan a la densidad del fluido, también lo hacen otros contaminantes, como el aire y el agua. Ambos tienen un marcado impacto en la densidad. La oxidación influye también en la densidad del fluido. Conforme esta avanza, se incrementa la densidad del aceite.