Noria Corporation. Traducción por Roberto Trujillo Corona, Noria Latín América

“¿Puede explicar los efectos del desgaste abrasivo y cómo se puede determinar si está ocurriendo?”

Hay dos formas básicas de desgaste abrasivo: abrasión de dos cuerpos y abrasión de tres cuerpos. Una descripción simple de la abrasión de dos cuerpos sería una superficie dura se mueve sobre una suave y fija y la corta, como un eje que se mueve sobre un cojinete. Imagínese que pasa la llave de un auto sobre la pintura en el costado. La llave rasga la superficie del automóvil y le ocasiona daños.

Las partículas duras en la superficie se llaman asperezas. Se trata de imperfecciones ligeramente elevadas que se encuentran en los componentes rotativos. Este tipo de abrasión se observa principalmente cuando las máquinas se están poniendo en marcha o están muy cargadas. Estas condiciones permiten que las asperezas entren en contacto con el componente más suave, porque la falta de velocidad reduce la separación. Una vez que la máquina acelera, la viscosidad del lubricante protegerá los componentes de la máquina manteniéndolas separadas.

Otra causa común de este tipo de desgaste es el uso de un lubricante con una viscosidad demasiado baja, ya que no permitirá que los componentes de la máquina se separen por completo. Para evitar la abrasión de dos cuerpos, se pueden usar aditivos antidesgaste en el aceite para proteger las superficies durante la lubricación límite. La viscosidad adecuada del lubricante también ayudará a mantener una separación completa.

La abrasión de tres cuerpos se puede explicar como una partícula dura (el tercer cuerpo) que se mueve entre dos superficies. Estas partículas microscópicas tienen aproximadamente el mismo tamaño que la película lubricante, lo que les permite raspar el pequeño espacio entre los componentes lubricados. Mientras esto sucede, la partícula puede dañar ambas superficies blandas.

El tercer cuerpo que crea el daño puede introducirse de varias formas. La partícula puede haber sido incorporada por el fabricante, ingerida a través de una escotilla abierta o un respiradero, o incluso agregada a la máquina a través de un lubricante sucio.

Existen numerosas formas de combatir estos contaminantes dañinos. Cada vez que se adquiere una máquina nueva, se debe lavar para eliminar las partículas incorporadas. Además, cierre todas las escotillas y puertos abiertos de la máquina. Incorporar un dispositivo de filtración también puede reducir la cantidad de contaminantes.

Se pueden utilizar diferentes métodos para determinar si su máquina ha sufrido desgaste abrasivo. Una inspección visual de los componentes de la máquina debe ser el primer paso para acceder al equipo en busca de desgaste abrasivo. Sin embargo, a veces el ojo humano no puede ver el daño microscópico que se está produciendo. La forma más común de verificar el desgaste abrasivo es realizando un análisis de las partículas metálicas de desgaste presentes en una muestra de aceite. Este tipo de análisis utiliza un microscopio para buscar diminutas partículas abrasivas que podrían causar daños o partículas de desgaste causadas por las partículas abrasivas.