Cómo gestionar la información de la lubricación

7 de junio de 2017

gestion de informacionwp Cómo gestionar la información de la lubricaciónNoria Corporation. Traducido por Francisco J. Páez Alfonzo, Noria Latín América

“¿Cuál es la mejor forma de gestionar la información de lubricación de los activos de la planta y de sus registros de mantenimiento?”

El manejo de la información de lubricación es un factor clave para el éxito de los programas de mantenimiento y confiabilidad. Es también uno de los mayores desafíos debido a su complejidad.

El primer paso es utilizar un buen sistema (software) que permita manejar adecuadamente la información de sus activos. El sistema debe incluir una base de datos completa con la información de los activos (modelos, especificaciones, capacidades, etc.), información detallada de sus requisitos de lubricación (puntos de lubricación, lubricante utilizado, volumen de lubricante, frecuencias, etc.) e información completa relacionada con las instrucciones de trabajo (requisitos de seguridad, materiales, tiempo para completar la tarea, actividades relevantes y datos de lubricación).

El sistema de gestión debe ser capaz de generar rutas de lubricación con base en diferentes criterios (tipo de lubricante, área geográfica, tipo de máquina, tarea y frecuencia) y órdenes de trabajo de acuerdo con la prioridad (máquinas críticas, tareas a realizar, de rutina o por condición).

No pase por alto los roles de los miembros del equipo de mantenimiento, los cuales deben estar entrenados y calificados para ejecutar las rutas de lubricación y las tareas. El personal de la planta también debe recolectar información de los resultados, incluyendo tareas completadas, condiciones anormales o la necesidad de acciones adicionales. Para apoyar estas actividades deben disponer de instrucciones escritas correctamente, listas de verificación (checklist) y registros.

La información recolectada debe almacenarse en el sistema para la gestión de mantenimiento y mantenerse ahí durante los años que sea necesaria. La información histórica puede entonces ser analizada para identificar tendencias y frecuencias de falla a fin de mejorar las estrategias de mantenimiento de la planta. Deben elaborarse reportes para mostrar el desempeño de algunos aspectos del programa de lubricación.

Es necesario el uso de indicadores de desempeño para monitorear el progreso y resultados del programa. Recuerde, procesos que no se miden, típicamente no son controlados. El sistema no solo debe tener la capacidad de generar reportes estadísticos y cálculos del desempeño global del programa de mantenimiento, sino del desempeño de algunos parámetros, como consumo de lubricantes, fallas de máquinas, objetivos de limpieza, etc.

Todos los miembros del equipo de mantenimiento y confiabilidad deben tener acceso a esta información, dependiendo de su nivel de compromiso con el programa. Esto los animará a aceptar la propiedad del trabajo que está siendo desarrollado.

Aunque puede tardar mucho tiempo el implementar un sistema con todos estos atributos, es importante tener en mente que una buena gestión de la información comienza con una base de datos robusta, políticas claras y procedimientos de trabajo detallados.

0 votedvote

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>